Determinadas ayudas para adelgazar, examinadas por la ciencia

Con frecuencia nos invade la incertidumbre a la hora de decidir si utilizamos o no ciertas ayudas para adelgazar. Para actuar correctamente es indispensable la ayuda de la ciencia, pues la publicidad, los consejos de amistades con buena intención pero mal informadas, revistas poco serias y todo un entramado de intereses, nos sumergen en el desconcierto y nos pueden hacer tomar caminos inútiles e incluso peligrosos. Veamos qué dice la evidencia científica de algunas de estas ayudas.

La primera ayuda (presunta) que vamos a analizar, y lo haremos sin perder mucho tiempo en ella, son las dietas "milagrosas" que nos brindan algunas revistas, ciertos programas de radio o televisión, amistades, etc. Nos prometen cosas del estilo de "pierde 5 kilos en 10 días", pero parece claro que no tienen la menor base científica y que, en el mejor de los casos, no sirven para nada a medio plazo; en el peor, podemos engordar o, incluso, poner en peligro nuestra salud.

Mucho más difícil resulta llegar a una conclusión respecto a los complementos dietéticos saciantes e hipocalóricos (barritas, batidos...). Se supone que, a igual saciedad, con ellos ingerimos menos calorías y, además, sin incurrir en carencias nutricionales. Pero no está la cosa tan clara. La American Dietetic Association (ADA) publicó, en su revista oficial del pasado mes de febrero, un juicio crítico sobre ellos: no los consideró seguros, aunque admite que sacian y aportan los nutrientes necesarios en una dieta equilibrada.

Recientes investigaciones sobre dichos complementos corroboran que son seguros y útiles para adelgazar, debido a su buena relación saciedad/calorías, siempre que se consuman con moderación y bajo la supervisión de un profesional. La Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas (AED-N) llegó a la misma conclusión en el año 2008, aunque cree necesario realizar estudios más amplios.

El problema de estos complementos dietéticos es el medio o largo plazo. Podemos bajar de peso con ellos, pero no nos enseñan a comer bien, ni nos ayudan a cambiar nuestros hábitos. Si dejamos de tomarlos, lo probable es que volvamos a nuestro peso anterior. Entonces, ¿nos veremos obligados a tomarlos durante toda la vida?

La ya mencionada AED-N, y también Consumer Eroski, han examinado la utilidad de otros complementos dietéticos "exóticos" para adelgazar: alcachofa, cafeína, polifenoles, calcio, cáscara sagrada, chitosan, citrus aurantium, CLA-ácido linoléico conjugado, cola de caballo, fucus vesiculosus, fructooligosacáridos, glucomanano, L-carnitina, nopal y té verde. Ambas llegaron a la conclusión de que su supuesta eficacia no está basada en evidencias científicas sólidas y, por tanto, no resultan convincentes. La AED-N desaconseja su utilización por no estar científicamente contrastadas su seguridad ni eficacia.

Las dietas pobres en carbohidratos tienen una larga historia, fama de eficaces y una amplia aceptación, incluso entre muchos médicos y nutricionistas. Pero hay que matizar que gran parte del peso que se pierde con ellas al principio es agua, y no grasa, al aumentar la diuresis. La ADA pudo comprobar, en un reciente estudio, que es más eficaz que la hipocalórica durante los seis primeros meses, pero que, pasado un año, sus resultados se igualaban. Además, puede ser perjudicial en caso de padecer osteoporosis, trastornos renales, colesterol alto o diabetes.

Otro tema muy estudiado es el referente a la frecuencia de las comidas. Porque parece que no es lo mismo ingerir 2000 caloría en tres comidas que en seis, aunque los resultados de los diferentes estudios son en ocasiones confusos y poco concluyentes. A pesar de ello, algunos de los más completos indican que es preferible, para controlar el peso de una forma equilibrada, repartir las comidas en muchas tomas pequeñas y repartidas a lo largo del día; y, sobre todo, tomar un desayuno completo y saludable. La ADA, tan crítica con otras recomendaciones en el tema del adelgazamiento, concluye que esta es, al menos, "aceptable".

Artículo elaborado por Adelgazar.Net en junio de 2009, a partir de informaciones de Consumer Eroski

Más noticias sobre:

Volver