La ayuda del psicólogo puede ser importante para bajar de peso

En ocasiones, para recurrir a un psicólogo hay que vencer antes ciertos prejuicios. Una vez superados, este profesional puede suponer una ayuda decisiva en la lucha contra la obesidad, pues los aspectos emocionales, en los que pueden incidir las diversas terapias psicológicas, son muy importantes a la hora de lograr un cambio significativo y permanente en nuestras costumbres relativas a la alimentación y la actividad física.

Una encuesta realizada a más de 1.300 psicólogos por el Consumer Reports National Research Center (Estados Unidos), publicada en "Consumer Reports Magazine", ha proporcionado resultados muy claros respecto a la opinión de estos profesionales en lo relativo a la lucha contra la obesidad. La inmensa mayoría de ellos resaltan la importancia de los aspectos emocionales en ese empeño.

Hasta tal punto es así, que el factor más importante para conseguir bajar de peso era "la comprensión y el manejo de los comportamientos y las emociones" para un 44% de los encuestados. También era fundamental "comer bien" para otro 44%, "hacer ejercicio de forma regular" (43%) y "escoger bien los alimentos a ingerir" (28%).

Si bien hay que tener en cuenta el sesgo que se introduce al ser una encuesta en la que han participado únicamente psicólogos, queda clara la importancia del factor emocional, cuestión en la que múltiples profesionales de distintas especialidades están de acuerdo. De hecho, casi el 24% de los psicólogos consultados ofrecían tratamientos psicológicos para perder peso.

Una amplia mayoría de los expertos que ofrecían estos tratamientos consideraban clave aumentar el autocontrol sobre nuestra conducta, ya que está íntimamente relacionado con la alimentación. Y este autocontrol puede mejorarse mediante determinadas terapias, en especial la terapia cognitiva, considerada como "excelente" o "buena" para perder peso por un 70% de los encuestados. También resaltan la importancia de mejorar la motivación y establecer objetivos.

De forma muy sucinta, podemos decir que, mediante la terapia cognitiva, el psicólogo puede ayudar al paciente a identificar qué pensamientos y emociones negativas pueden conducirle a seguir comportamientos no saludables. Una vez conseguido esto, la consecuencia será la adquisición de hábitos más saludables en materia de alimentación y, en su caso, de actividad física, con la consiguiente repercusión positiva en su peso y, por tanto, en su salud.

Artículo elaborado por Adelgazar.Net en marzo de 2013

Más noticias sobre:

Volver